Con esto, y más

"Y ahora, mientras pueda, me sostengo con ambas manos, por que siempre creeré que no hay nada que necesite, excepto a ti"

sábado, 24 de diciembre de 2011

Locamente enamorado de ti.

- ¿Por qué no contestas a mis mensajes?
Lo siento, no volverá a pasar 
Si que va a volver a pasar si huyes. ¿De qué tienes miedo?
- No lo sé
Yo sí que lo sé. Yo también lo he sentido muchas veces ¿sabes? Joder, que soy tu mejor amigo, sé perfectamente que estás enamorada hasta las trancas de él, pero no me lo dices porque quieres una respuesta que diga “vais a ser muy felices juntos y comeréis perdices”. Deja de engañarte, no es la primera vez que te pasa esto, ni es la primera vez que después de dejarte hecha mierda después vuelve para arreglarlo. ¿No te das cuenta de que te haces daño? Joder, que el único que se pone para protegerte soy yo y tú lo único que haces es quitarme de en medio. No, enserio, a veces parece que te gusta sufrir.
- No hace falta que te pongas así
¿Y cómo te has puesto tú durante estos dos años? Tengo mis razones para ponerme así. A demás, ya sabes que te diré las verdades a la cara para que después no te des tantas ostias, pero ya veo que tú todo esto no lo valoras. Joder, dime ¿a cuanta gente has perdido estos dos años que has estado detrás de él? Y dime también ¿Cuánta gente se ha quedo por ti después de todo lo que has hecho?
- Tú. Pero si me quisieses de verdad aceptarías todo esto y no te pondrías así
¿Entonces qué debo hacer? ¿Callarme?
No lo entiendes, ni lo entenderás. Él ha sido el único que me ha querido como algo más que una amiga.
Eso lo dirás tú. ¿En serio creerías que me hubiese quedado aquí si solo te quería como amiga? ¿Crees que me hubiese quedado aquí después de todo lo que has dicho de mí si no te quisiese como algo más? Ahora ya sí que me lo has dejado todo claro. Ahora sí que me he dado cuenta de que si no has sabido ver que durante todos estos años he estado locamente enamorado de ti, no lo vas a ver nunca. Anda y disfruta con el mamonazo ese que te hace perder las bragas, pero a mí no me vas a volver a ver.
 
 
 

miércoles, 21 de diciembre de 2011

Pero no me quiere.

Te voy a ser sincero, te lo cuento a ti porque eres mi mejor amigo y confío en ti. Realmente no sé qué me pasa. Siempre que la tengo delante me empiezan a temblar las manos y las piernas no me responden. Si noto que me está mirando necesito sonreír para que vea que soy un buen partido. Y cuando no me mira también hago el imbécil para llamar su atención. Mi fama de malote no existe cuando estoy con ella. Hay algo dentro de mí que no me deja ser como soy. Yo nunca en la vida hubiese estado tan preocupado por lo que una tía pensaba de mí. Ya sabes que me encanta dormir, pero en cambio prefiero pasarme la noche mirándola dormir. Que joder, que estoy cogiendo adicción a su manera de hacer gestos. O como mueve el pelo cuando algo no le sale bien. Es más, me he enamorado hasta su cara de asco.
¿Y porqué sigues aquí y no vas a por ella?
- Porque no me quiere. Y sí, ha sido por mi pasado. La fama de cabrón me ha jodido. Intento cambiar todos los días. Demostrarle que ya no soy el imbécil que va de flor en flor. Sé que por ella seré un buen tío. Pero no me quiere y aunque me quisiese yo no saldría con ella, porque sé que no la puedo hacer tan feliz como ella se merece.
 

viernes, 16 de diciembre de 2011

Mientras me queden sueños por cumplir, la muerte puede esperar.

Si, supongo que me lo tendré merecido. Puede que parezca la típica niña tonta que no se entera de nada, pero creedme, es solo un espejismo. A muchos os vale con saber mi nombre y no os adentráis a saber mi historia. Tengo muchas fobias, demasiadas quizás. Se podría decir que aparento mi edad, pero que en realidad sigo teniendo cinco años. A mí nadie me ha enseñado a afrontar lo que es perder a una persona para siempre. Tampoco me han enseñado ser fuerte, sino que he tenido que aprender yo solita. Como todos tengo mis cosas buenas y mis cosas malas. Que muchas veces he visto la muerte como la solución más fácil, pero a quien voy a mentir, me gusta complicar las cosas, y nunca cojo el camino fácil. Me siento mejor al tener una revancha y ganarla. Restregarle en la cara a la gente lo que un día pudo tener y hoy ya no lo tiene. Odio que me hablen cuando me despierto y que la gente diga que está gorda. Y que sí, que no soy inocente de no haberme metido con alguien por su físico, pero ¿Quién no lo ha hecho?. Siempre me han dicho que hay que hacer lo que te dice el corazón, y a causa de eso me he dado más de mil ostias, pero también reconozco que las cosas buenas que tengo es por haberme arriesgado. Soy tímida a solas y extrovertida con mis amigos. No sé bailar ni tampoco cantar, pero lo sigo haciendo con todas mis fuerzas. Me encanta ver a mi familia unida, pero odio ver como amistad y familia se mezclan. Lo que es mío, es mío; si intentas arrebatármelo que no te extrañe que acabes con arañazos. Siento indiferencia por los te quiero, pero si me lo dice él me volveré tonta y me lo creeré. Dicen que uno más uno son dos, pero yo siempre veo la tercera por ahí rondando. Vivo en un pueblo donde los secretos no existen. Si no quieres que la gente se entere de algo, no lo cuentes. ¿Mi consejo sobre la vida? No sabría que decirte. Sigue para adelante cueste lo que cueste, sin que nadie te impida hacer nada y se fiel a tus prioridades. Intenta superar a tus sueños y pruébalo todo. Porque al final solo vivimos una vez, y yo no pienso irme sin haberla disfrutado. “Mientras me queden sueños por cumplir, la muerte puede esperar”. 

jueves, 15 de diciembre de 2011

-Alguna vez has sentido con la necesidad de tener a alguien en cada instante, hasta que se convierte en ese único puto motivo?
-No, no creo que alguien pueda llegar hacerme sentir eso, y tú?
-Yo si, tengo esa necesidad de robarle y comerle la vida, y no dejar nada para nadie.
De que me abrace a cada milésima de segundo, que me diga que es “para siempre” aunque eso sea la cosa más difícil del mundo, pero que me diga cuatro tonterías y ya sea le personita más feliz que puede haber sobre la tierra. No se si me entiendes, te hablo de pasar lo que me quede de vida a su lado, sean años, meses, semanas o días. Llámame ilusa o cría, o dime que esas cosas no suelen pasar, pero tu misma lo has dicho: no suelen pasar.
Voy a romper todos los esquemas, que esto es cosa de dos, y yo quiero vivir lo que me queda a su lado. Quiero levantarme cada mañana y verle con esa sonrisa que hace que todos los problemas, dejen de tener tanta importancia, que me hace valorar lo que tengo, lo que es, y lo que somos. Hay cosas que no cualquiera puede hacer, y no todo el mundo me hace sentir, y es algo que sólo sabe el.
Hace de mi, la mitad, razón suficiente para darle lo que quiera.
-Le quieres?
-
Le quiero porque habla de un futuro imaginándoselo conmigo. Porque sin querer hacerlo, siempre está ahí. Porque siempre me recuerda que me quiere, y me conoces bien. Podría decir que le quiero por el simple echo de que los momentos a su lado no son ni buenos ni malos, simplemente son con el, y eso, eso los hace perfectos.

Estoy jodidamente enamorada.

miércoles, 14 de diciembre de 2011

Quiero que no vuelvas.

Te pido que te vayas y no vuelvas. Quiero que cojas todas tus cosas y te largues de mi vida. Que recojas todas las heridas que has marcado dentro de mí. Necesito que rompas todos los recuerdos  de mi habitación, los de la calle, los de las fiestas, resumiendo todos los recuerdos para que no puedan hacer más daño. Quiero que borres todos mis mensajes y también mi número de teléfono. Quiero que no vuelvas. Quiero que te arrepientas de todo lo que has hecho mal conmigo. Quiero que te des cuenta de lo que no has sabido valorar. Pretendo que consigas tus sueños sin necesidad de estar a mi lado jodiéndome los míos. A partir de hoy vas a hacer como que nada de esto ha pasado. Y yo fingiré que nada de lo que pasó me hizo daño. Que no te echo de menos. Que no voy oliendo mi ropa para saber si aún queda algo de tu olor. Que no voy preguntando a la gente sobre ti. Que no pienso cada minuto en ti. También fingiré que nada de esto me ha gustado y que no has tenido ningún valor sentimental para mí. Fingiré y fingiré  igual que tú has hecho conmigo. Aunque me esté mintiendo a mí misma, pero al final lo superaré y tú y tus manías habréis desaparecido de mi mente, y por fin podré decir que soy libre. 

domingo, 11 de diciembre de 2011

Hoy no te valora, mañana se arrepiente.

Dicen que quien hoy no te valora, mañana se arrepiente. Supongo que será porque no nos damos cuenta. Que estamos tan ciegos como para tener a la felicidad a medio palmo de los ojos y no nos damos cuenta. De que cogemos caminos equivocados aunque la gente ya nos ha avisado que no era bueno. Que queremos que las respuestas cambien sin hacer diferentes preguntas. De los errores se aprende dicen. Pues debo ser la única inútil que no aprende, porque me he llegado a dar doscientas veces con la misma piedra, y sé que si ahora me la vuelven a poner delante me daría otra vez. Que puede que a veces sea demasiado rencorosa y que en otras ni me acuerde. El tiempo vuela y yo sigo en el aire, sin querer darme cuenta de que dentro de poco tendré que tomar decisiones importantes y que tendré los codos llenos de sangre por culpa de que hoy no he estudiado lo suficiente. También me dicen que soy demasiado soñadora, pero yo pienso que si no sueño, ¿cómo sabré después que la realidad supera a los sueños? En fin, estoy en un mar de dudas dónde creo que nunca saldré. Espero afrontar los problemas con una sonrisa para demostrarle a todo el mundo lo fuerte que soy aunque por dentro esté echa una mierda. Porque yo puedo con esto y con más. 

viernes, 9 de diciembre de 2011

Tienes derecho a dejar de amarme, sin que yo te tire a la cara el corazón.
Parece mentira que sepas capaz de llevar siempre una sonrisa dibujada, y cuando todos nos damos la vuelta, no sepas ni que quiere decir “felicidad” Prometer es hipotecarse para pagar las letras de ti mismo.  Yo no sé que has pasado en tu pasado, ni me importa, a lo pasado vuelta de hoja.. pero yo no soy como todos, yo te voy a querer y demostrar más de lo que nadie lo ha hecho. Considérame cabrón y un capullo, pero no creas que no me arrepiento de todo esto, me odio por haber sido capaz de hacer daño a tanta gente que no se lo merece, por ser el primero que no he sabido darme cuenta de lo que he tenido a mi lado. Quizá, he tenido que hacer  todo esto para llegar a encontrarte y ahora que te tengo a mi lado, no necesito perderte para saber lo que tengo. Tengo ganas de ti, y todo lo que tenga que ver contigo. Quiero demostrarte que no soy lo que parezco, voy a callar muchas bocas.

lunes, 5 de diciembre de 2011

No importa si ahora no quieres nada. Sé que tu sexto sentido te dice que no soy lo suficiente bueno para ti. Sé que te fusta vivir el momento y no estarás para aguantar mis bipolaridades. Lo siento por todas las lágrimas derramadas. Me siento un completo idiota diciendo todo esto después de haberte hecho tantas putadas. Siento mucho todas esas noches que te pasabas tumbada en la cama esperando a que diese señales de vida. Siento todas las veces que te he gritado y no he ido detrás de ti para pedirte disculpas, a causa de mi orgullo. Perdón por cada “te odio” que no era real. Siento mucho haberme puesto celoso en momentos que no tenía que estarlo. Joder lo siento. No necesito que me perdones. Entenderé cualquier decisión que tomes. Solo quería decirte que desde que te conocí soy una persona mejor, aunque contigo no lo  haya sido. Quiero que sepas que te quiero y estoy enamorado de ti. Todo esto no  te lo he dicho antes porque si ahora me dices adiós, ya no tendré más razones para seguir enamorado. 

sábado, 3 de diciembre de 2011

-          -     No me conoces, no te atrevas a decirme te quiero
-      -  Te quiero, te quiero aunque tú me digas mil veces que miento. Porque sé que esto no es un simple aprecio. Y si que te conozco. Eres patosa, infantil y refunfuñona, pero también sé que con una sonrisa lo arreglas todo. Que siempre le ves la parta buena a todo. Que te gusta el azul tanto como el marrón. También sé que no le cuentas tus sentimientos a cualquiera y si alguien te pregunta solo le dices que estas bien. Porque tanto tú como yo sabemos que puedes con esto y con más, pero que lo llevarás mejor si tienes a alguien que te apoye. Siempre te ha gustado que te traten como una princesa y siempre has odiado los vasos de leche caliente. Que si algo no te gusta le echarás un poco de sal o azúcar o una cara de asco. Que hacía mucho tiempo que no sonreías por cualquier tontería. Que necesitas a alguien que te diga lo guapa que estás hoy o que le gusta oír tu risa. Que te encanta que te sonrían en la oreja o te den besos en el cuello.
        -           Eso no quiere decir que me quieras
      -          Si que te quiero. Nunca había sentido la necesidad de proteger a alguien. Nunca había preferido quedarme despierto para ver como dormías. Porque todo mi mundo da un vuelvo cuando estas cerca. Que ni el problema más gordo tiene importancia si tu estas a mi lado. Porque he visto mujeres con un buen culo, un buen par de tetas  y dos piernas bien largas, y aún y así me siguen gustando más las tuyas. Que necesito que me digas que soy imbécil por hacer tonterías para que te rías. Porque no puedo imaginarme a otra chica. Ahora puedo decirte que no hay minuto que no tenga tu mirada incrustada en la cabeza. Necesito que tengas frío para poder abrazarte. Que hoy sería capaz de atravesar paredes, robar un banco, dejar toda mi vida atrás por ti. Ahora necesito el olor de tu camiseta, una sonrisa por la mañana, que tú seas las razones de mis  carcajadas los días de diario y los festivos, para poder ser feliz. 

jueves, 1 de diciembre de 2011

       Ya sé que lo que te voy a decir puede que te duela, pero cuanto antes lo escuches menos daño hará… A ESO le das igual. Sí, igual de arriba abajo, de derecha a izquierda y del centro y pa’ dentro. No tiene el mínimo interés en lo que piensas, haces, dices o estas. Lo único que quiere es un cierto tiempo donde la vida se le pase más rápido para no tener que darse cuenta de que es un completo subnormal. ¿Crees que se ha parado a pensar si sufres o no? Le sudan sus miembros genitales. Le da igual si un día despiertas como si no. Para él eres un juego y eres tú la que permites serlo. Deja de creerte lo que te diga porque hoy le apetezca follar o liarse. Mentiras, mentiras y más mentiras. No dejes que te vuelva a hacer un día la persona más feliz y al otro te hunda en la mierda. Déjalo pasar,  olvídalo, no le vuelvas a hablar ni mencionar su nombre. Si te habla dale largas, aunque te duela más a ti que a él. No vuelvas a caer a sus pies… Todo lo que has sufrido por ese mamón es inhumano. Por favor, déjalo pasar. Date cuenta de que ahora te ha llegado una nueva oportunidad, si, hablo de él. Hay trenes que solo pasan una vez en la vida, y  no tienes escusas para desaprovecharlas, ni tú, ni yo, ni ninguna de las demás. Así que deja de comerte la cabeza por el mamón y empieza a valorarte. 
      Y ahora, deja de llorar, que por mucho que tapes el altavoz sé que estas llorando. Sécate las lágrimas y ponte una sonrisa en la cara que vales más que cualquier tío. Porque nos conocemos desde que éramos mocos aplastados en el suelo de tres años y siempre he sabido que eres alguien que vale la pena conocer, y ahora que lo he hecho, se que tenía razón. 


domingo, 27 de noviembre de 2011

Por eso quería hablarlo contigo, porque yo todo esto no lo había sentido nunca. Claro que había salido con otras chicas, pero nunca había sentido nada como esto. El simple hecho de verte al final del pasillo y empezar a sentir mariposas en el estomago. El que ver cómo sonríes y eso ya me haga feliz. El que estoy deseando verte, que no puedo pasar ni un puto minuto sin recordar tu imagen, y si, ya sé que nos acabamos de conocer, pero tengo un presentimiento, y algo me dice que no debo desperdiciar esta oportunidad, si tú me dejas claro… 

viernes, 25 de noviembre de 2011

Lo siento, soy el mayor subnormal del mundo. Perdón por creer cosas sin que tú me las dijeses. Perdón por tomármelo todo a la ligera. Lo siento por qué tuvieses que ver aquello. Si te soy sincero no sé porqué lo hice, supongo que la rabia me comió por dentro, ni yo me conocía. Vino aquella chica y me preguntó que si quería algo, yo, no sé porqué acepté, supongo que creí que eso substituiría por unos segundos tus labios, tu olor, tu tacto, pero no, no lo fue, y entonces es cuando te vi. Dios, soy tan estúpido, un completo cabrón. Lo siento mucho, entenderé cualquier decisión que tomes. Entenderé que no quieras volver a hablarme o que no quieras ni mirarme a la cara. Dios, no te quedes callada, no me mires más así, se me está derrumbando el mundo, por favor di algo, aunque sea solo para insultarme, por favor, necesito escuchar tu voz por última vez, por favor…

martes, 22 de noviembre de 2011


No eres capaz de darte cuenta de que tu momento, ya pasó.
Que al fin y al cabo, ostias te las llevarás a montones y decepciones a puñados, pero ya ves,
 a veces las tonterías más insignificantes, son las que hacen valorar lo que tienes, y a la gente que de verdad merece la pena.
Y es que sabes qué? tus palabras y mierdas ni las oigo, ni las siento, algo así como el aire, como el viento, tus malas caras me las resbalan tanto como el agua, y tus borderias.. tus borderias no te haces una idea por donde me las paso. Qué
razones para ser feliz, tenemos todos, pero yo muchas, más que vosotros.
Dejaré de pensar tanto en los demás, y más en mí;  no dejaré que nadie cambie mis principios, no he conocido a nadie que se lo merezca y creo que tampoco lo haría, con ello, me hago diferente a los demás.
Y ya lo dicen, que las pequeñas cosas son las que marcan diferencia.



sábado, 19 de noviembre de 2011

            -          Lo siento, podemos ser amigos, ¿por favor?
      -          Te diría que sí, pero me engañaría a mí misma. No puedo ser tu amiga y hacer como si no hubiese pasado nada.
      -          Pero yo te sigo queriendo.
      -          Yo quiero pensar que no.
      -          Encima que lo hacía por ti.
      -          No, deja de mentir, que ya se me todas tus mentiras. ¿Qué tengo que hacer? ¿Decirte que si? ¿Contarte que mi ex, tu, es un subnormal que no para de hacerme daño? Si, si, y tu dé mientras me cuentas como te liaste el otro día con la chavala de la discoteca. Lo siento pero no. Es más, no lo haces por mí, lo haces por TI, otra vez, nunca te he importado, te la ha sudado de arriba abajo si te quería o te odiaba, te daba igual si un día despertaba o no. Tu lo único que querías era alguien con quien echar un polvo y desahogarte. Y no, no pienso ser la tonta que después de haber tenido que sufrir todo lo que ha sufrido, y ahora venga el nene pidiendo que sea su amiga. No, no lo pienso ser, primeramente, por mi orgullo, y segundamente, porque no quieres ser mi amiga, quieres que te diga que si para tranquilizar a tus remordimientos. Pero ¿sabes qué? Que ahora lo que yo quiero es que te pudras en lo más hondo de la miseria y ahí encuentres a otra chica, que te haga daño, y al tiempo venga y te diga que quiere ser tu amiga, a ver cómo te sienta guapo. 
      -          Perdona, ¿te acuerdas de mí?
      -          No, no me suenas.
      -          Claro que sí, claro que te acuerdas de mí. Yo soy el chico que te mira todas las mañana cuando pasas por delante de la panadería. El chico al que le vuelves loco. Por cierto, me encanta cada mañana que te veo con esa chaqueta gris y una sonrisa pintada en la cara. Soy el chico que nunca en la vida te hubieses fijado en el si no  fuese porque me he acercado a hablarte. Soy el chico que si le dejas, podrá llevarte cogida de la mano por el parque. El que pasará frío por dejarte su chaqueta. El que te soportará los días de regla, los días que estés caliente, el día del parto y el día que cojas Alzheimer. El que se ha vuelto loco por ti sin tener que verte con minifaldas. Y porque soy el único que sabe cuando llevas los labios pintados de aquel rosa que es casi igual que el color de tus labios. Me da igual que tú seas completamente diferente a mí, que no encajemos ni con pega, que no sea de los malotes que te gustan a ti, ni de los que van de chulos por la vida.  Si me dejases intentarlo, si ahora no te dieses la vuelta y hicieses como si no hubiese pasado nada, yo podría hacerte feliz, y viceversa. A partir de hoy quiero que me dejes ser tuyo y que tú puedas ser mía.
-          Por muy machote que te creas no te vas a escapar. Por muchos pectorales que tengas no significa que seas más hombre.
-          ¿Dónde pretendes llegar?
-          A la realidad. Y por mucho que te interpongas no dejará de ser verdad. La pregunta no es donde quiero llegar yo, si no, que donde quieres llegar tu con esa personalidad. Chaval, madura, la vida ha dejado de dar vueltas a tu alrededor. Guau! Entre calada y calada te paras a descansar, que machote. Lo siento pero no conseguirás nada bueno diciendo que eres un capullo que va de flor en flor y que tu lista de tías supera las 100. Si te hace sentir mejor, te daré un aplauso, una palmadita en la espalda y te vas por dónde has venido. Y advertirte que al final todos acabamos probando de nuestro propia medicina. 

viernes, 18 de noviembre de 2011

Ella es de otro mundo, no es como las demás. Ella, es no sé, indescriptible, tan bonita y delicada como una flor. Si, si que se como es, y ella sabe como soy yo, y sabe que nunca sería capaz de hacerle daño. Le prometo que siempre la querré. Que todo lo mío será suyo y que todo lo suyo será mío. Que no tendré la necesidad de mirar a otras porque con ella tengo más que suficiente. Ella por la que dejaría de importarme las partidas online con los colegas. Olvidarme de la moto roja. Dejaría de lado todos los fines de semana de fiesta y durmiendo hasta las tantas, para poderlos pasar a su lado. Todos los días y todas las noches de mi vida. Un siempre que no acabe nunca. Yo solo le pido, que sonría y que me deje intentar ser la razón de su sonrisa.
Vale, lo admito, no soy normal. Soy de las que se guardaran los problemas hasta el punto de explotar, de las que como sufren poco se ponen música triste para joderse el doble, supongo que eso me pasa por ser masoca. Me gusta la comida, y lo dulce, aun más, aunque después te pueda venir diciendo que he engordado. No, no soy un pivón, ni tengo unas tetas de infarto ni un culo como una piedra. Tampoco soy de las que al sonreír te lo da todo, ni de las que besa en la primera cita. Soy de las que lo da todo cantando una canción que le gusta y llora como una madalena viendo una película de amor. Me gusta el azul, el marrón y también el gris. Soy de las personas más bipolares que puedas encontrar, pero cumplo mis promesas. No, nunca he llevado minifaldas ni ningún top por encima del ombligo. A veces, puede que me hayan llamado puta, aunque de momento no lo han hecho con razones, pero si quisiese podría demostrar lo mucho que puedo llegar a ser. Me ponen los malotes y los tíos con pendiente. Que adoro las piruletas y chicles que dejan la boca de color azul. De las que han sufrido, de las que ahora ya no sufren y no van a sufrir, porque no se va a dejar que la mangoneen ni una sola vez más. Que a cómo te coja cariño el orgullo lo dejo perdido, pero si te tengo asco, no me ganarás a orgullo. Soy de las que si te conocen y te tienen rabia, podrían destrozarte de arriba abajo como le toques las narices un poco. De la que no le gustan los finales. Y de las que prefiere  darse 2000 ostias al elegir y equivocarse, a que la vida pase y decida por ella.

martes, 15 de noviembre de 2011

Que la vida es subir, bajar y darte la ostia de tu vida, y que por mucho que lo evites al final todos pasamos por el mismo tramo, todos cometemos muchos errores parecidos y aún y así no sabemos esquivarlos. Que siempre te vas a encontrar gente de personalidad parecida a la tuya, o también otra que al verla ya le escupirías en la cara. Que al final, todo se acaba, por muchos “siempre” que hayas prometido. La vida al fin y al cabo te sorprende diariamente teniendo que afrontar lo que se te viene encima. Y como decía la canción, “dime qué coño se valora” yo le respondo que nada. Y con toda la sinceridad os digo, que quizás no le tendría tanto asco a ciertas cosas si desde el principio no hubiesen puesto delante de la cara que me tenían que gustar. Lo siento, no me voy a callar una palabra más de las que me he callado a lo largo de mi vida. Si alguien tiene algún problema conmigo, de mis pensamientos o de mis actos, que venga  mí y me lo diga, y se deje ya de ir dando pena por la vida.

lunes, 14 de noviembre de 2011

A mí nadie me ha dicho lo feliz que podía a llegar a ser con una única persona. Nadie me dijo lo que era realmente querer, ni tampoco que me lo pasaría bien con alguien que puede sacar tanto lo malo, como lo bueno de mí. Nadie me dijo que en ese momento llegaría a valorar tanto a una persona, ni que llegaría luchar tanto por algo. La gente en ese momento solo ve lo malo, lo mucho que te puede hacer sufrir. Que en el momento que le des tu confianza, podrá romperla, dejar un vacío y joderla para siempre. En que quizás no te quiera o simplemente que tú y tu mente tiene demasiadas vueltas como para saber decidir bien lo que quieres. Menos él, que lo único que te pide es un voto de confianza para poder llevarte a tocar el cielo con la punta de los dedos, con todos los problemas que se interpongan. Y vosotras no sé, pero yo le daré esa oportunidad, ¿y si sale mal? No pasa nada, todos tenemos derecho a equivocarnos y no voy a dejar que nadie me lo impida.

domingo, 13 de noviembre de 2011

A ver, ¿cuántos años tienes? Supongamos que sigues en la etapa de la adolescencia, donde te imponen reglas, normas y prohibiciones. Que total, al final de todo, todos nos saltamos, ya sea por hacernos los chungos, guays o simplemente porque todos lo hacen. Pero ¿Qué más da la razón? Es en esta edad donde tenemos que vivir, “es nuestro momento”, ahora es cuando tenemos que equivocarnos, caer, y así poder aprender de los errores, para no volverlos a cometer. Así, que mi consejo, es que aproveches al máximo, que te dejes de chorradas y arriesgues, porque aunque no ganes, como mínimo lo habrás intentado.

sábado, 12 de noviembre de 2011

Deja de esconderte.

-     ¿Demasiado simple para ti?
-          No, bueno, sí, pero qué más da, a ti no te lo voy a contar.
-          ¿Por qué? ¿Por qué sabes que tengo razón? Claro, es eso lo que te pasa, que cuando escuchas algo que no te gusta, estas deseando callarle la boca a todo dios, para que no se llegue a enterar nadie de que lo que realmente estas buscando, es una puta persona que no entienda ni un solo acto tuyo. Que estas deseando a una que cuando no le gusta algo de ti te lo diga a con cada parte de su cuerpo. Una persona que le no le dé solo una vuelta, sino trescientas cincuenta y cuatro vueltas a tu vida, que cambie por completo. Una persona que al final de cuentas, tú te acabarás enamorando de ella, y por cabrón y subnormal te quedarás sin ella.
-          ¿Y qué hago yo con todo esto?
-          Tú sabrás, pero ¿mi consejo? Deja de ser el típico capullo que va de flor en flor, y ponte a hacer las cosas bien desde 0.
Hoy, ahora, me he dado cuenta de que si me dieran la posibilidad de retroceder en el tiempo, no lo haría. No lo haría por la simple razón de que tu has entrado en ella, así sin más, que aunque yo no lo entienda, mi vida esta como debe estar. Tengo claro que todo pasa por algo,  y si estas en ella, es por algo. Sabes de qué más me he dado cuenta? De que te quiero,  que te quiero, más o menos un mundo y medio. Que me siento llena y no necesito perderte para saber que te he encontrado. Que el tiempo enseña lo que necesitamos a nuestro lado, y ese “algo” eres tú. Eres ese tipo de personas que están en cualquier momento, cuando menos te lo esperas, están, ahí sin más, sin pedir nada a cambio, que de tus malos ratos sabe sacarle el lado bueno y hacerte sonreír, por encima de todos, por encima de cualquier otra sonrisa, y créeme eso no lo puede hacer cualquiera. Sólo por eso ya te haces diferente a los demás.
Es esa clase de persona, por la que merece la pena darlo todo, sonreir, llorar, y lo que haga falta. Es esa persona que pasa por desapercibida entre la multitud, pero que si te fijas y la conoces, tiene un corazón tan grande que no le cabe en el pecho.
 Y es que yo simplemente te pido que tengas la capacidad de compartir los momentos malos y los buenos conmigo, y de tus sonrisas y tus lágrimas, hacerlas mías también.
Son las ganas de vivir a tu lado pese a cualquier cosa.  


jueves, 10 de noviembre de 2011

Quiero un mundo junto a ti. Con miradas que impactan y sonrisas que ericen la piel. Quiero ser la única chica que se meta entre tus sabanas. A la que la cojas por la cintura, pongas tu frente contra la tuya cerrando los ojos y babeando como un pececillo. Quiero ser tu princesa del cuento, a la que se le caen los zapatos. Una mirada, una sonrisa,  un abrazo que acaba en beso. Quiero ser el olor de tu cigarrillo recién encendido, un rayo de sol en invierno o la brisa más fresca en verano. Y tengo la necesidad de verte y saber que solo eres mío. Quiero un paseo con las manos entrelazadas. Un brillo de ojos que lo diga todo. Que necesito que me digas diariamente que estoy guapísima y que porque narices no te contesté al sms. Y tú sepas que si me besas en el cuello, ya estoy perdida en tus brazos. Quiero ser la persona que pueda sacer tanto lo mejor de ti, como lo peor. Y que yo sea la única razón de que tengas esas mariposas en el estomago. Que tú me prometas un siempre y pueda creerme esa promesa.

domingo, 6 de noviembre de 2011

¿Sabes qué? Ya todo me da igual. Y en ese todo, tu estas incluido. Me he cansado de mentiras y medias verdades. Tranquilo, no te preocupes, no pienso decirle a nadie que te quiero, aunque sea verdad, porque de pequeña también quería un unicornio rosa y aquí estoy. Sí, fue bonito mientras me lo creí. Pero ya has conseguido subirme hasta las nubes y dejar que cayese en caída libre, ¿estás contento, no?. Claro, claro que me avisaron de que me iba a pasar, pero hasta que no me doy la ostia no estoy contenta y mi subconsciente sabe que los cabrones me ponen. Oh, claro que sí, claro que se me quedó aquella frase “Hasta que la muerte nos separe” Y llegó la muerte vestida con una minifalda y un top por encima del ombligo. Mantén tu promesa, es lo mínimo que puedes hacer. Sí, sí, yo estoy estupendamente, preocúpate por ella.. Pero, lo siento, ya no te necesito, has hecho tanto daño, provocando que ahora, te escupa en la cara. Así que adiós, quiero que te vayas para no volver.

jueves, 3 de noviembre de 2011

A todo tío que tenga cojones de venir y decirme que puede llegar a hacerme feliz sin tener que hacerme llorar, que venga y de la cara. Porque me estoy empezando a cansar de ver a todo el mundo con parejitas felices y yo aquí sin comerme una mandarina. Con una vida alrededor llena de misterios y sin razones algunas. La única persona en el planeta que supuestamente está hecha para mí, que venga a mí y se deje de dar vueltas en círculo. El tiempo pasa. Los recuerdos se desvanecen. Los sentimientos cambian. La gente se va. Pero el corazón nunca olvida. Paciencia, mi gran amiga fiel que ha tenido que escuchar muchas estupideces. Creía olvidados los abrazos fuertes provocados por un largo tiempo. Hola, adiós, igual que un te quiero tuyo. Quiero enamorar a alguien sin faldas cortas ni grandes escotes, si no por mi sonrisa y personalidad. Que para mí la amistad lo es todo, o simplemente lo es todo porque no he llegado a experimentar nada más fuerte. Tener odio a primera vista con aquella guarra. Quiero un beso con sabor a “te echaba de menos”. Que al final vais a conseguir que mande a la mierda los sentimientos y me convierta en un cactus. Sí, que la mayor parte de culpa de culpa la tengo yo por ser subnormal y no aprender de los errores. Así que querido destino, si no es para mí, no me lo pongas en mi camino.

sábado, 29 de octubre de 2011

- Te odio.
- Sé que mientes. 
- Te odio, no me cansaré de decírtelo. 
- ¿No? Pues va empieza el discurso guapo.
- Te odio por ser la única puta persona que es capaz de sacarme una sonrisa con solo pensarte. Te odio por hacer esa especie de magia negra para conquistar esa parte de mí que tenia capas y capas de caparazón. Obviamente también te odio por enamorar cada poro de mi piel. Realmente no sé cómo te lo haces, pero odio esta presión en el pecho cuando no estás. Odio que tus labios mojados diciendo en mi mente que tienen que ser besados. Te odio por que por tu culpa has hecho cambiar al típico malote que va de flor por el niño que va detrás de su princesa. Y no me voy a cansar de decirte que te odio, porque eres la única chica que después de decirle que la odio, no sale corriendo.

viernes, 28 de octubre de 2011

Tengo muy claro lo que quiero, y lo que necesito, que he sido, soy y seré una cabezota, siempre quiero salirme con la mía, que si algo se me mete entre ceja y ceja no hay quien me saque esa idea de la cabeza. Seguiré empeñándome en buscar una razón para todo, ¿sabes por qué? porque soy de esas que dicen que todo en esta vida ocurre por alguna razón. Sé que no necesito perderte para saber que te he encontrado.Que la mayoría de veces, le doy mil vueltas a una cosa que no tienen sentido y las pago con quién no debo, pero aún así aguanta cada mierda que le digo, mis venazos y mi mal humor, personas como tú, son las que necesito.

Sé como soy, y sé como quiero ser, no hay más, y ahí, ahí es cuando empezaré a decir la verdad.

lunes, 24 de octubre de 2011

Un país de locos

Vivo en un país donde todo el mundo odia todo el mundo, nadie confía en nadie y no se es capaz de apoyarse ni ayudarse. Donde se está 10 años haciendo el tonto estudiando la “cultura general”. Vivo en un lugar donde la gente solo mira por su lado y no desde el otro punto de vista. Donde hay niños muriéndose de hambre y perdiendo a su familia, y aquí la gente se vuelve bulímica y odia a su familia. Vivo con una generación de vagos, y de los pocos que no lo son te miran por encima del hombro. Donde no se valora lo que haces ni lo que dejas de hacer. Vivo en un país donde todo el mundo cree saber lo que siento sin ni siquiera conocerme. 

jueves, 20 de octubre de 2011

Para empezar os contaré la historia por el principio. Todo empezó con risas, sonrisas, pensamientos agradables, muecas, regalos, chistes… Hasta que llegó el punto en que le coges cariño y la confianza aumenta. A partir de ese momento todo empieza a coger riendas, inicias una vida al lado de esa persona, a conocerla, todos los defectos, virtudes, vicios o moralidades. Si has conseguido llegar hasta ese punto, ya la has cagado. Porque en el momento que te equivoques ya nada tiene marcha atrás. Todo cambia, la confianza se pierde, hay malas miradas, parece que no la conoces, dejas de ver el lado positivo y te centras solo en su lado negativo… Por eso, sinceramente, recomiendo que cuando se te plante esa situación delante, digas las cosas que piensas y si los demás no las aceptan, coges tus cosas y te piras.
Que si te quiero? No, simplemente has dejado de importarme. ¿Sería de falsas decir que el amor es para algunos? Si, solo para aquellos que se sienten tan estúpidamente felices y confiados de que nadie les hará daño; porque al fin y al cabo, yo vivo con miedo, miedo a que alguien vuelva a hacerme sentir así y me vuelva a fallar.Sinceramente, tampoco soy de esas que quieren a la gente. Tarde o temprano (en algún momento) se vuelven tan importantes, que prescindes de ellos, sin darte cuenta, y todo lo que te han dado, te lo pueden quitar, en un “adiós”.A cuanta gente le ha jodido más un adiós que un “no te quiero”? Yo me incluyo, me cuesta más olvidar, que dejar de querer. A veces creo que es mejor volver a querer por recuerdos, que no por la persona, ya que todos/ todas cambian y NADA vuelve a ser como siempre. Las segundas oportunidades nunca salen bien, no os engañéis, las segundas oportunidades, se basan en echar cosas en cara, en envestir jodidas palabras que duelen más que un no te quiero y menos que el puto “adiós” Pero, ahora, hoy, solo sé que tengo ganas de ver el mundo a mis pies y no sentir pena por aquellos que piensan que la vida es una mierda.

foto de freesleep en 19/10/11
- ¿Porque estas tan diferente?
- Yo no soy el que esta diferente
- Ah no soy yo..
- Sí, porque yo no me enamoré la típica niña que deja que el mundo la pise. De la que cree que un número en la báscula vale más que ella. De la que no respira cada segundo de su vida. De las que lloran todos los días. De la que es una falsa que ha dejado de saber quién es. De las que huyen de los problemas. De las que deja que la juzguen. De la que no valora a sus padres ni nada de lo que quiere. De la que ya nunca sonríe. Y tampoco me enamoré de la chica a la que le tienen que decirle, que si no cuida lo que tiene lo va a perder.
- ….
- Yo me enamore de la chica que le gusta destacar del mundo. De la que poniéndose lo que sea estará preciosa. Me enamoré de la chica que me manchaba los labios cuando comía chocolate. De las que creen en sí mismas, de las que pisan fuerte. De la que le gusta correr para que no la pille. De la que canta debajo de la lluvia rodeando las farolas. De la que se da cuenta de las cosas ella solita. De la que por las navidades me regalaba algo que nunca podría olvidar. De la chica que le gusta dejar huella. De la que cuando come palomitas le gusta llenarse la boca y empezar a hablar para que nadie la entienda. De la que le da la cara por los problemas, amistades y siempre te defenderá. De la que siempre me tiene que explicar cómo se hace el nudo de la corbata. De la que siempre te dice que te quiere y te lo demuestra. Y no me arrepiento de haberme enamorado de ella, porque yo lo único que le pido, es que no deje de sonreír, porque con eso, ya me lo da todo.

lunes, 17 de octubre de 2011

Para estas navidades quiero pedir alguien como tú. Ese chico que es capaz de calmarme cuando estoy alterada. El que sabe que decirme para que no me ponga celosa. El que por no hacerme daño se come su orgullo. El que me quiere por lo que soy y no por las curvas que tenga o deje de tener. El que sabe que nunca podrá quitarme el vicio al chocolate, a escuchar música las noches sin sueño y al color marrón. El que sabe que no cambiaré a mis amigas por él ni a él por mis amigas. El que sabe en qué momento tiene que tratarme como una princesa y en cuales como una autentica puta. El que se sienta conmigo las tardes de domingo de invierno a ver una película de Julia Roberts. El que quiere que yo tenga miedo para poder agarrarme a él. El que dejaría que me fuese de su vida para que yo pueda ser feliz. El que tiene una explicación para todo. El que no me haría daño. El que con solo mirarme un poco sabe si estoy mal. El que por mi cumpleaños me compraría una tarta de chocolate, y mientras estoy soplando las velas me metería la cara dentro del pastel, para que yo me enfade y se vea obligado a quitarme lo que me ha machado. El que tiene siempre un minuto para mí en cada segundo. El que le gusta andar por la calle cogidos de la maño. El que quiere sacarme a la calle cuando estoy sin maquillar y con el pijama puesto. El que está deseando acorralarme en una pared para poder cogerme de la cintura y besarme de tal forma que me quede sin respiración. Y chicas, si alguna lo encuentra díganle que le estoy esperando debajo del árbol de navidad. 

domingo, 16 de octubre de 2011

Nunca conseguirás que llegue a entender ciertas cosas. Nunca podrás conseguir que sepa encontrar el norte y el sud en las estrellas. Nunca podré saberme los nombres de la gente que ha ganado Oscars. O quién es el tío más rico del planeta. Ni podré entender la segunda guerra mundial. Ni llegaré a comprender por qué la tierra tiene diferentes estaciones según el sol. Pero sabes por qué? Porque tú me has hecho saber que tienes que seguir a tu instinto. Y no podré decir el nombre de la gente famosa, porque para mí tú nombre llena mi mundo. Y el más rico no es el que más tiene, si no el que menos necesita. Y porque a mí el pasado me da absolutamente igual, me gusta centrarme en el presente y/o futuro. Y me da igual en que estación esté más cerca el sol, porque yo solo necesito que tú me des calor. Y porque una sonrisa tuya me hace sentir más que cualquier beso.
Que llegados a este punto, ciertas situaciones dejan de doler tanto, que la frase: querer NO es poder, habla por si sola, que las cosas cambian tan rápido como tu de sentimientos y principios. Pero que se le va hacer, me sacas unos años, y ya he vivido más que tú, o simplemente he aprendido de cada caída, y no me recreo en orgullo, me recreo en alguien nuevo, que pasa por problemas, pero que tiene la puta fuerza que me hace invencible, y hace cada día que me levante, por muy mal que vayan las cosas, sea capaz de sonreír al mundo, y comérmelo. Porque, sabéis? Estoy harta de llorar sola hasta altas horas de la madrugada, de dar y no recibir absolutamente NADA. Que os voy a contar, que le importaba? No, sólo son palabras que al fin y al cabo se las lleva el viento. Que me siento una autentica gilipollas e ingenua al pensar que las cosas cambiarían, que tu cambiarías  jodidos pensamientos y jodidas palabras que te crees como una tonta. Como conclusión me queda deciros, que todos en el “sub-fondo” son iguales, que por ser unos cabronazos y orgullosos no sois mejores que lo demás ( ni podréis con nosotras). Que igual no tendremos un corazón a prueba de balines, pero sabéis? Fuerza y voluntad nos sobra!
Luego vosotros solitos os daréis cuenta que los que acabáis perdiendo, sois vosotros. SI ya lo dicen, que quien ríe el ultimo, ríe mejor.

lunes, 10 de octubre de 2011

Ahora voy a marcar un antes y un después en la historia. Dejaré de despertarme por la mañana con la preocupación de que me va a decir hoy. Cuando vuelva a escuchar algo sobre el tema no me vendrá su nombre a la cabeza. Dejaré de sentirme una falsa por ir con alguien a quien no quiero. No tendré que volver a preocuparme de lo que digo o dejo de decir por si esta cerca. Nadie va a volver a decirme lo que está bien o mal, lo que es verdad o mentira, los sentimientos malos o buenos, si tengo que pensar así o asá. Si alguien vuelve a juzgarme por algo, tendré el valor de decirle que antes de decir, tiene que saber quién soy realmente. Empezarán  a aceptarme por quien realmente soy y no por quien va a mi lado. No volveré a dejar que los demás me pongan un peso encima si no me lo merezco. No tendré que volver a intentar ser perfecta para que no me conteste. Dejaré de estar continuamente a la defensiva. Compartiré mis secretos con las amigas intimas y a los demás que les zurzan. Guardaré los recuerdos buenos en el recuerdo y destrozaré todas las discusiones y enfados. Voy a aprender de ello y no dejar que me vuelva a pasar.

jueves, 6 de octubre de 2011

Echaré de menos tu sonrisa. Tu mirada de ojos verdes. Despertar sin tenerte no será lo mismo. No volverás a cambiar llantos por abrazos y sonrisas. Porque me has enseñado que vale la pena quedarse en el suelo unos segundos y ver la vida desde otro ángulo, pero eso sí, no dejes que nadie te mire por encima del hombro. Tú tienes un corazón y me alegro de haber entrado en él. Me hiciste olvidar ese horrible pasado. Me hiciste ser fuerte. Me hiciste saber que cada vez que me cayese me tendría que levantar con más fuerza. Porque has sido tú la única que mi día pensaste en mi. Tú has sido la que me ha dicho que tengo que pirar pa’ adelante y nunca atrás. Me dijiste que mi sonrisa te gustaba en cuanto es horrible. Porque te daba igual que hiciese la loca en medio de la calle y me seguías el rollo. Porque te gustaba verme bailar como un pollo en las fiestas del pueblo. Porque estamos locas, por los tios, por ellas, por el chocolate y los cotilleos. Porque siempre que te decía que me había engordado me mirabas con cara de eres tonta; pero me da igual, porque tú también piensas lo mismo de tu cuerpo y yo pienso que eres tontiiisima. Por aquellos spaguettis en el italiano. La boca azul de piruletas y chicles. Todas aquellas sesiones. Risas y risas de quedarte sin respiración. De que no conocieses a mi amor de verano. De que te convenza para hacer cosas malas y después nos salga el tiro por la culata. De que me encanta esa falda negra que te compraste. De que eres tonta por tener vergüenza y no querer probarte todos los vestidos. De que se cuando estés leyendo esto llevarás las uñas pintadas con mi pinta uñas o  azul marino. De que no te gusta que hable de cierta persona, pero sabes que yo estoy deseando criticarle. De que si hay que criticar a alguien tiene que ser a ella. Por darlo todo en las canciones de Melendi y Alex Ubago. Por las fotos recién levantadas con el Ipod. Por el pipi hijito. Por el frío que pasé en tu balcón. Por los potingues. Por la gente que nos tiene envidia. Por los profesores que no nos han puesto en la misma clase. Porque eres tú la única que consigue calmarme. Porque te conozco desde enana y tuvieron que separarnos. Por tu manía de no tener sed al medio día. Por todas las veces que te he planchado el pelo. Por avisarte cada vez que tenía ganas de ir al servicio. Por ser unas marranas. Por “pop”. Por la gente fea que tiene pareja y nosotras no. Por todo, todo, lo echaré de menos todo si te vas lejos de mi. Princesa de mis sueños, te quiero.

miércoles, 5 de octubre de 2011

Ella era preciosa. La miraban porque no era como las demás. Se pintaba las pestañas y los labios. Por fuera sencilla y por dentro un libro. Bailaba hasta que los tacones la matasen. Vivía con la cabeza alta y con los sentimientos escondidos. Ella era de las que realmente quieren y te lo demuestran. Le gustaba reírse. Tenía una sonrisa provocadora y una mirada fulminante. Caminaba al son de la música, mirada al frente y nunca mirando atrás. Pisando fuerte. Sabía que si te crees inferior, te pisan. Con una sonrisa allá donde iba. Ella solo recordaba los momentos buenos y los momentos que te quedas sin respiración. Aprovechaba el tiempo al máximo y no se quedaba con sabor de poco. De las que si entraban en tu vida, marcarían huella para siempre. Filosofa y con la verdad por delante. De las que siempre tendrían ganas de ti. Fumadora y alcohólica del mundo. Se chuta alegría y morirá de sobredosis. Según ella la vida no estaba hecha para ser igual a los demás, porque todos nacemos para brillar. Te hará creer en lo imposible.

miércoles, 14 de septiembre de 2011


Si algo tengo claro en esta vida, es que las cosas cambian continuamente, y cuesta dejar de ser quien éramos, de dejar personas por el camino, para poder seguir avanzando.
Yo me he cansado de los cambios, de cambiar, de perder a personas importantes en mi vida, de dar y no recibir absolutamente nada, y aún así llegar a sentir y de pensar que
vamos a poder con todo lo que nos venga encima, que pudimos con lo de ayer y que también podremos con lo de mañana . Pero en el fondo , todos sabemos que eso no es verdad .  A veces, la vida te da tan fuerte, que te haces inmune a cada caída, a cada tropiezo, por eso ahora trato de cuidar y mimar cada paso que doy en mi camino.
 Al fin y al cabo, todos tratamos de aprender de los malos ratos ya que nos hace sentir fuertes para la próxima. Y lo más fácil para superar el dolor, es  ponerse una coraza a prueba de dolor,  y a seguir, verdad? Pues esa no es la solución, porque ser fuerte consiste en asimilar. En as
imilar el dolor y en digerirlo , y eso no se consigue de un día para otro , se consigue con el tiempo.

domingo, 17 de julio de 2011

la falta de amor o el exceso de amor.

- ¿Sabes lo que yo creo? Que lo que tienes, lo que siempre has tenido, es miedo. Sí, miedo a volver a entregarte, a volver a dar el 100% de ti y a perderte a ti mismo. A sacrificarte por una persona, a pensar en ella más que en ti mismo, como hiciste aquella vez. Sí, miedo a salir tan mal parado como aquella vez. No voy por mal camino, ¿verdad? Te da pánico volver a imaginarte entrando en otra relación asfixiante; te da tanto miedo que sales corriendo antes de entrar. Te da mucho miedo volver a sufrir, que vuelva a salir mal, te da miedo intentar sentirte completo, completamente feliz, por si la historia se repite.
- No lo entiendes, no es exactamente…
- Te equivocas, sí que lo entiendo. Lo entiendo porque yo era igual que tú. Me daba pavor volver a sentir mariposas en el estómago por alguien distinto, porque, ¿y si salía mal de nuevo? Saliendo de una relación tan tortuosa como la nuestra, no podría haber pensado de otro modo, es normal, y también es tu caso.. Pero, ¿sabes qué? Que un día llega alguien y te toca con su alegría, su vitalidad, sus ganas de vivir. Te llena con su sonrisa y te contagia todo su entusiasmo. Te despierta y vuelves a vivir. Te renueva las ilusiones que creías perdidas, te recuerda que debes atender esos antiguos sueños que por miedo o por falta de decisión dejaste pasar. Te escucha, te intenta comprender. Te llena de amor, te entrega lo mejor de sí mismo sin pedir nada a cambio.. y sin quererlo, te cambia la vida. Vuelves a sentirte como un niño y dejas atrás el mido y las dudas porque algo en tu interior te dice que esta vez sí va a salir bien. Pero si no te abres a eso, si no permites a nadie entrar de nuevo en tu corazón, siempre te preguntarás qué hubiese pasado.
- Todo eso es genial, de verdad, pero ¿tú tienes esa seguridad de que todo saldrá bien? Porque yo ya sentí esa seguridad una vez y creo que fue una sensación equivocada.. mira los resultados: un corazón destrozado.
- Sí, la tengo.
- ¿Por qué? ¿Cómo puedes estar tan segura?
- Porque yo no soy como era ella, somos completamente opuestas y lo sabes; me lo has repetido tú mismo millones de veces. Entiendo tu miedo y tu preocupación, pero escucha, lo sé, lo siento: saldría bien. ¿Cuántas veces me has dicho lo fabuloso que era esto? ¿Por qué dudas ahora? ¿Por qué iba a dejar de ser todo así?
- Convénceme. Dame un motivo para creerlo, dame una razón para arriesgar.

jueves, 26 de mayo de 2011

Casi todos sabemos que los reyes magos no existen, que el ratoncito Pérez es un inexistente personaje, que el amor de antes, el de toda la vida ya no aguanta mucho, que a los bebés no los trae la cigüeña ni vienen de París. Que Papa Noel no vive y mucho menos vuela con renos. Que normalmente se empieza con un “no me gusta” y al final acabas saliendo con él. Que nada dura para siempre. Que el redbull no da alas i las hadas no son reales.  También aprendí que para tocar el cielo no hace falta subirse en un avión.
foto de freesleep en 18/05/11
Y hoy me apetece hablar de los hombres, sí, puede que no todos sean iguales pero todos están cortados por el mismo patrón: inmaduros y con el síntoma SCG o "Se creen guapos" es un síntoma que afecta normalmente únicamente a los hombres y que, desgraciadamente, no tiene cura. Es un problema que afecta al cerebro dejándole con dos únicos pensamientos: Él y el sexo. Este síntoma va desde los 5 años hasta los 70 o su muerte. A los 5 años aparece cuando tu vas a darle un beso a tu primo pequeñín y te dice:"No me des un beso, ¡FEA!" y tú te quedas un poco pillada, a los 11 son unos bordes que solo saben decir gilipolleces, a los 13 son unos auténticos idiotas que solo buscan dejarte en ridículo, a los 16 son unos flipados que se creen que todo lo que hacemos lo hacemos por él. A los 25 son unos payasos. A los 30 unos infieles. A los 45 se creen los reyes de todo y a los 70 se creen más especiales por tener la edad que tienen. Espero que, querida amiga, esto le sirva para informarse y no se extrañe sobre lo gilipollas, estúpidos, flipados y capullos que pueden llegar a ser los hombres, advertirle también, que son felices quedando por encima de nosotras..
foto de freesleep en 22/05/11
Tú, entre los tuyos, serás muy bueno, pero si te juntas a nosotras no tienes nada que hacer. Nosotras somos capaces de hacer varias cosas a la vez. De levantarnos después de cada caída. De sufrir mucho durante nueve meses y aun y así querer más. Sabemos usar las lágrimas de tranquilizante; e incluso llegar a llorar de alegría. Nosotras tenemos la capacidad de sonreír hasta en los peores momentos. De comernos nuestra fuerza y bebernos nuestra rabia. Nosotras podemos llegar a seguirla y conseguirla. Nosotras somos capaces de pasar por delante de los que nos hacen daño, sonreír, levantar la cabeza y saludarles. Y sobre todo, nosotras tenemos talento suficiente para estimularte los genitales sin siquiera tocarlos. 
foto de freesleep en 25/05/11
He sido un cobarde disfrazado de valiente, pero finalmente me di cuenta de como son las cosas en esta vida, que la vida se trata de fallar y aprender del error, pero yo creo que he aprendido lo suficiente, que se lo que necesito para conseguir mis metas y proponerme cualquier cosa, confío en mi, soy capaz de todo. No pido mucho, sabéis? Yo solo pido crecer a mi manera, como yo quiera, a los pasos que me roten sin alguien que me impida hacerlo, chillar hasta desgarrarme la garganta reivindicar que soy una persona nueva, con sus defectos y virtudes, pero la persona que siempre he soñado ser.
Dicen que a grandes males, grandes remedios, pero que a este paso monto un circo y me crecen los enanos, así que agárrate que vienen curvas. Pero que al mal tiempo, buena cara, y a vivir que la vida son dos días. Que más vale que te hagas el loco o si no te cantarán las cuarenta. A callarse como una puta o te comerás un marrón. Que quien no corre, vuela y de oca a oca y tiro porque me toca. Que metes las manos en el fuego y sales con quemaduras de tercer grado. Que uno más uno no siempre son dos. Que nada aparece hasta que dejas de buscarlo. Que a ese le metía de todo menos miedo. Que a esa la llamo de todo menos guapa. Y que a falta de pan, buenas son tortas. Y que quieres que te diga? Que si te ha visto no me acuerdo, que a rey muerto rey puesto. Y que cada loco con su tema.

jueves, 12 de mayo de 2011

No me quedan cicatrices de las ostias que nos pegamos juntos; ya sabes esas veces que discutíamos por tonterías y ahora sólo son recuerdos, o esas tantas veces que me echabas la bronca por cosas insignificantes y luego te reías.. o por esos te quiero que repetías de la nada y donde cada letra que la forma se clavaba en el corazón. No me quedan canciones que hagan recordarte, ni momentos.. ahora me lleno, me llenan con pequeñas cosas que hacen que la vida cobre sentido, porque como dicen, las pequeñas cosas son las que llenan nuestro día a día.. y eso es algo que me he propuesto cumplir

miércoles, 11 de mayo de 2011

Y Empiezas a pensar que si todo esto vale la pena. Querer a quien ni siquiera sabe que existes. Caerte día sí y día también. Ver que las personas no cambian; que no son lo que aparentan. Que no paras de ver niñatas que se creen mejores; harta de ver que no son capaces de aceptar una derrota. Harta de la gente que menosprecia por tener algo  de diferente. Que la falsedad la poseen la mayoría de personas. Gente que cree entenderte, y no es cierto, porque hasta que no estén en tu lugar no sabrán lo que se siente. Que hacer lo correcto no significa que sea lo que me va a hacer feliz. Que estoy continuamente dando y no recibo nada. Que escuchas muchos te quiero que crees que son verdaderos y no te das cuenta de lo contrario hasta que te chocas contra la pared. Y aún así tener la esperanza de que después de la tormenta llegará la calma, pero todos sabemos, que tormentas hay más de una… 

martes, 10 de mayo de 2011

Que he cometido errores por mi mala cabeza, he llegado a decir respuestas incompletas, que no llevan a ninguna realidad, he fallado y he sido fallada. He pensado tanto hasta el punto de perder a personas que parecían que estuvieran ahí toda una vida, a pie de cañón, que nunca te dejarían sola en este puto mundo, pero también he tenido esa mano preparada a sujetarme a cualquier altura.
También  puedo contar que en muchas ocasiones, he sido capaz de hacer las cosas bien con coherencia que he podido hablar con argumento y sentir con corazón.

viernes, 6 de mayo de 2011

Sí, puede que no sea la persona más fuerte, ni la más valiente o la más decidida. Puede que me equivoque muchas veces, demasiadas quizás... Puede que me de cuenta de lo que quiero cuando ya no lo tengo, que mi lista de caprichos sea larguísima, que mis rayadas aumenten día sí y día también; que los malos momentos sean muchos, aunque los buenos los superen. Puede que complique lo fácil, que facilite lo difícil, y también puede que tropiece cien mil veces con la misma  piedra, pero ten por seguro que siempre me voy a levantar. Siempre.


smilewow.blogspot

sábado, 30 de abril de 2011

Dicen que no es más rico el que más tiene, sino el que menos necesita. Que al mal tiempo buena cara, que después de la tormenta llega la calma, pero que al fin y al cabo las cosas nunca cambian. Que todo lo que sube baja, pero que agua que pasa no mueve molinos. Dicen que todo el mundo merece una segunda oportunidad, pero que las segundas partes nunca fueron buenas; que quien tiene boca se equivoca y que rectificar es de sabios. Que a la tercera va la vencida. Que si te pica te rascas, que todo lo que escuece cura. Que el que la sigue la consigue i quien no arriesga no gana. Que no por mucho madrugar amanece más temprano, pero que a quien madruga Dios le ayuda. Que no hay más ciego que el que no quiere ver, que a palabras necias oídos sordos, pero que a buen entendedor pocas palabras bastan. Que la confianza da asco. Y quien no corre vuela. Que las apariencias engañan y que no todo lo que reluce es oro. Y quien avisa no es traidor, que si te he visto no me acuerdo, y que a rey muerto rey puesto. Que más vale solo que mal acompañado, pero que tener amigos no perjudica. Y que un amigo no se encuentra a la vuelta de la esquina y más vale bueno conocido que malo por conocer.

miércoles, 13 de abril de 2011

Era algo diferente a todo lo demás, le resultaba curioso la sensación que estaba experimentando.
Tenemos la estupida mania de creer que poseemos a alguien por el simple hecho de que nos ame, creer que es nuestro y que siempre estaremos juntos, y no es así, es tan libre que puede irse en un suspiro...
Que si, que puede que sea celosa, que puede que me carcoman la vida, pero es que ya es bastante aguantar la ausencia y la distancia.
Sentía como si alguien la hubiese metido en el agua, a muchos metros de profundidad y no pudise respirar, como si ya no pudiese más y sus pulmones empezaran a quemarla. Así se sentía cuando se tenía que despedir de él, la faltaba el aire y una enorme tristeza la embargaba...Y es que hace tiempo que se dio cuenta de que él era el aire que necesitaba, ese suspiro cuando ya no podía más, ese soplo de aire fresco cuando se sentía atrapada.Aire, viento, libertad. Resulta irónico como puedes sentirte libre y a la vez tan dependiente de alguien como para saber que si esa persona no esta, te mueres en vida.Resulta irónico como algo que en un principio fue tan insignificante como conocer a alguien más en tu vida, se hubiese convertido en todo tu mundo.Resultaba gracioso como te habías convertido en el 1% de su universo, algo tan pequeño pero que, puede cambiar todo..Porque a veces, las pequeñas cosas son las que llenan nuestro día a día.

/fotolog.com/sssatisfaccion